lunes, 5 de mayo de 2014

Nuestra forma de vida...nos deja.


Se acabó lo que se daba y hasta aquí hemos llegado. Nuestra forma de vida dejará de actualizarse tras esta entrada, poniéndose punto y final a la trayectoria bloguera que el menda iniciaba con Casual Spain y que tuvo su continuación a través de 9 inglés y Nuestra forma de vida. Como todo viaje, se llega al final del recorrido. Y eso es lo que ha ocurrido con Nuestra forma de vida: no hay necesidad ni tengo interés en seguir alargando esta historia. La cantidad de información que he subido en todos estos años es más que suficiente para despedirme satisfecho con el trabajo realizado. Al fin y al cabo es lo que queda. Resulta bastante difícil concretar tanto año en la red en un solo artículo habiendo pasado tantas cosas.

 La verdad que no me puedo quejar porque la experiencia ha sido bastante enriquecedora, pero con lo que uno más ha disfrutado escribiendo es poniendo de los nervios al personal. Para qué me voy a engañar. Ya desde el principio se antojaba que el número de “admiradores” iba a ir in crescendo. Lo que no imaginaba es hasta qué punto llegaría la cosa: Rogelios de todos los colores habidos y por haber, feministas, maricones, periodistas, policías, futbolistas, negros, moros, sudacas, judíos, drogadictos, casillistas… Ha habido palos para todos y para todo. Y todos han venido a mentarme a mi santa madre, muchas veces estando uno tan ricamente y tan tranquilo, sin que hubiera provocación mediante. Gajes del oficio. Lo que sí es cierto es que muy pocos entendían la finalidad de lo que se escribía. Algunos ni siquiera saben leer ni escribir, así que tampoco vamos a pedirle una mínima comprensión lectora. Pero a estas alturas y con tantos años dándole a la tecla, ya se deberían haber dado cuenta de lo que iba la película. Es de obligación acordarse también de los amigos de la Biri Biri. Hijos de puta. 

Que días ha tenido uno que soportar, que parecía el móvil una cigarra en pleno agosto con tanto pitido por las menciones. Yo creo que me han dicho de todo. Eso sí, gracias a la Biri Biri al menos llegué a la conclusión que a pesar de la edad uno conserva la forma. Aunque eso de escuchar tan de cerca el acento sevillano no me hizo mucha gracia. Más que nada porque me estaban diciendo cosas muy feas. Gracias a la gente de Rivendel Madrid, Newfangle clothing, Terraces menswear y Battlesound distribution por el apoyo que dispensaron al blog; gracias a todos los blogs que han enlazado mis publicaciones en las suyas; a los que han tenido la osadía de entrevistarme. Y por descontado, a todos los lectores que han pasado por las páginas de Nuestra forma de vida. Y por supuesto, no me puedo olvidar de todos los amigos, nuevos y viejos, que han estado ahí durante todos estos años, con los que se ha compartido borracheras, viajes, risas, discusiones, peleas, detenciones, correcciones ortográficas... Con recuerdo especial para aquellos que nos han dejado para siempre… Al final, como se preguntaba el protagonista de “The Football factory”, uno llega a plantearse si todo esto ha merecido la pena. Y la verdad es que sí. Claro que sí. Hasta siempre, hijos de puta. 

Nuestra forma de vida

-Desde RTC seguiremos manteniendo a dicho blog en nuestros enlaces,siempre viene bien poder tener tener a un sólo click tanta información de la que "poder tirar" cuando la necesitemos. HASTA SIEMPRE

No hay comentarios:

Publicar un comentario