domingo, 27 de octubre de 2013

Otro sitio donde no ir...



La empresa adujo que "no querían banderas" en su local "porque podía herir sensibilidades"
REDACCIÓN HO.- Juan Manuel Muñoz Peña fue uno de los miles de ciudadanos que este domingo acudieron a la plaza de Colón en Madrid a apoyar el acto de protesta por la anulación de la doctrina Parot. Al término de la concentración, se dirigió al restaurante Hard Rock Café para comer, junto a su mujer, su hija y un grupo de amigos. 
La niña, de seis años de edad, portaba, como muchos ciudadanos congregados en Plaza Colón una pequeña bandera de España.
Al intentar entrar restaurtante, cerca de las 15 horas, un hombre que se identificó en como "el portero" impidió el acceso a la niña aduciendo que "no podían entrar con la bandera de España porque podría herir sensibilidades a otros clientes". El padre le pidió que le indicara "en qué lugar de la legislación española se impide a un ciudadano a llevar la bandera de nuestro país".
En vista de que el encargado del acceso no atendía a razones, solicitó la presencia del responsable de las instalaciones. Una mujer acudió a la puerta y según palabras de Muñoz, ésta les espetó que "con esa bandera no iban a entrar".
A continuación el resto de ciudadanos que pretendían acceder con sus banderas, generaron un tumulto a la puerta (imágenes). Varios ciudadanos han anunciado que presentarán una demanda a la empresa y a los empleados que les impidieron el acceso. 
Juan Manuel Muñoz va a iniciar una petición en HazteOir.org para que la empresa responsable del restaurtante Hard Rock Café se disculpe y rectifique esa política de admisión. 

Extraído de Hazte oír

No hay comentarios:

Publicar un comentario